Sargento 2° Daniel Rebolledo Sepúlveda

El 5 de octubre de 1848, doña Teresa dio a luz, ese día jueves, un robusto y rosado varón. Le pusieron Daniel, un nombre bíblico que recordaba al último de los cuatro profetas mayores. El pequeño creció a pleno aire, gozando de una naturaleza cautivadora. Cuando alcanzó la edad escolar, fue enviado a Villa Alegre, al sur de San Javier de Loncomilla.

Daniel se hospedó en casa de su tío don Pedro Rebolledo, quien se encargó de la educación del sobrino en la escuela de la localidad.

En sus últimos años de estudio combinó la ilustración con algunas actividades comerciales que le llevaron a Linares, donde conoció algunos militares, con quienes mantuvo una gran amistad por largo tiempo. A la postre, se despertó en él una atracción por la carrera de las armas que lo llevaron a ingresar, a los 24 años, al Regimiento de CAZADORES A CABALLO. Contratado como soldado (20.VIII.1873), quedó encuadrado en Ia 2ª Compañía del 2º Escuadrón.

Comenzaba así una nueva vida, que estaba, por lo demás, muy de acuerdo a su temperamento y a la atracción que sentía por la instrucción de combate.

Reconociéndosele sus aptitudes de instructor y habiéndose destacado por el exacto cumplimiento de la Ordenanza, fue ascendido a Cabo 2º con fecha 12.XI.1874. En dicho grado, "el colorado Rebolledo" -decían sus compañeros- sabía menear con justicia y energía la varilla cuando era preciso; inveterada costumbre de los instructores de antaño.

El 14. VII. 1877. se le nombró Cabo 1º y un año después debió ser licenciado por la causal "Tiempo Cumplido" (20. Vlll. 1878). El forzado paso a la civilidad, contemplado por la ley, no se acomodó a la voluntad de Rebolledo. Deseaba seguir la carrera militar. De ahíque apenas transcurridos dos meses de su salida del CAZADORES, se contrató nuevamente como soldado en el Batallón BUIN 1º de LINEA.

No le importó empezar otra vez desde abajo y si echaba de menos a los caballos, no lo decía. Ahora era un ¡infante!

Como tal, partió a la frontera araucana, donde se encontraba el BUIN. La Guerra del Pacífico le sorprendió en Collipulli, allí estaba también otro futuro héroe: el Teniente a la sazón, José Luis Araneda.

En el mismo año que se declaraba la guerra, ganó los distintivos de Cabo 1º (8. ¡V. 1879). Era la segunda vez, en poco más de dos años, que, gracias a su esfuerzo y vocación castrense, prendía a sus mangas del uniforme aquellas jinetas de lana que tanto merecía. Con ellos, inició la guerra y veremos con cuánto arrojo y heroísmo franquearía los grados superiores.

Volvió a la Patria después de la Ocupación de Lima. Impresionado por el recibimiento, marchó por las calles con su querido BUIN, tras el General Manuel Baquedano. Los vítores, las salvas, los cantos, la alegría de porteños y luego de santiaguinos, que ensalzaban a los héroes, debe haber calado profundamente en el noble corazón del Capitán Rebolledo.

Pasada la euforia y cumplida la licencia que empleó en visitar a sus orgullosos padres y amistades linarenses, se reincorporó a las actividades del servicio.

Con fecha 6.IV.1883 fue destinado a Mulchén , en la región del Bío-Bío. Asumió el cargo de Ayudante del Escuadrón Cívico de esa ciudad, que creció en derredor de un antiguo fuerte, construido a principios de 1862.

En Mulchén, país de "los occidentales" según su etimología indígena, conoció el Capitán-ayudante a doña Carolina Paulina Klick . con quien contrajo matrimonio el 5 de mayo de 1885.

Por aquel tiempo, Temuco tenía apenas ocho años de existencia. Había sido fundado en 1881, en plena selva mapuche. Por el norte se levantaba una pintoresca y extensa montaña; al este, una hermosa y fértil llanura; al sur, el señorial Cautín y al oeste, el estero de su nombre.

Este fue el paisaje que logró cautivar al Capitán Rebolledo y a doña Carolina. Allí construyeron su casa y cuando el 7.II.1892 el héroe de San Juan pasó al retiro absoluto, se quedaron para siempre en Temuco.

El 22 de enero de 1908 , el Capitán Daniel Rebolledo Sepúlveda fallece en Temuco.

Bibliografía
ARCHIVO GENERAL DE GUERRA, Hoja de Servicios. Campañas y acciones de guerra.
PASCUAL AHUMADA MORENO, Guerra de¡ Pacífico. Recopilación completa de todos los documentos oficiales, correspondencias y demás publicaciones referentes a la guerra que ha dado a luz la prensa de Chile. Perú y Bolivia. Santiago, Imprenta y Librería Americana. 1887 y 1890. Tomo IV.
GONZALO BULNES,GONZALO, La Guerra del Pacífico 2ª edición. Santiago. Editorial del Pacífico, 1955-1956. Tomo II.
EL MERCURIO De Santiago. 5 de febrero de 1908.
WILHELM EKDAHL, Historia Militar de la Guerra del Pacífico entre Chile, Perú y Bolivia (1879-1883). Santiago, Sociedad Imprenta y Litografia Universo e Imprenta del Ministerio de Guerra, 1917 y 1919. Tomo III.
BENJAMIN VICUÑA MACKENNA, "Excelsior. El Sargento Capitán Daniel Rebolledo". En El Nuevo Ferrocarril de Santiago. 6 de febrero de 1881.